Author Archives: neferett

Filetes de lomo a la naranja

Filetes de lomo a la naranja
Filetes de lomo a la naranja

Alguna vez lo he probado y tenía curiosidad por hacer la receta , y como tenía filetes de lomo por casa hice la prueba.

Para hacer unos filetes de lomo a la naranja necesitas los siguientes ingredientes (para dos personas):

– 3 naranjas (para sacar un vaso de zumo)
– 4 filetes de lomo de cerdo
– 1 cebolla pequeña
– un chorrito de vino blanco
– media pastilla de avecrem
– 1 patata pequeña (para la guarnición)

Hacerlo es sencillo y no requiere demasiado tiempo y el resultado es una salsa muy rica que acompaña muy bien la carne.
Pon en la sartén o en la plancha los filetes de lomo y hazlos vuelta y vuelta y retíralos.
Pica la cebolla muy finita y fríela en una sartén con aceite, cuando esté doradita añade la carne.
Añade a la sartén el vaso de zumo de naranja y un chorrito de vino blanco junto con la media pastilla de avecrem.

deja que la salsa reduzca durante 15 minutos

Deja que reduzca durante unos 15 minutos, a fuego medio, hasta que quede algo de salsa en la sartén. Prueba la salsa, si queda demasiado ácida porque las naranjas no son muy dulces puedes ponerle un poquito de azúcar.

Filetes de Lomo a la naranja

Para acompañar el plato hice una patata a rodajas y la freí en una sartén con aceite. Riquísima la salsa, para tomar pan y moja.

Quizás también te interese:

Red Velvet Cupcakes

Red Velvet Cupcakes
Red Velvet Cupcakes

Con motivo del día de los Enamorados y de nuestra 1ª kdd repostera hicimos estos Red Velvet Cupcakes. Unas magdalenas rojas con cobertura glaseada que venían de perlas para la fecha y el detallito que queríamos tener con nuestros chicos.
Para elaborarlas necesitamos los siguientes ingredientes:

Para la masa Red Velvet:
-150gr Harina de repostería
-12gr Levadura Royal
-2 Huevos medianos (A temperatura ambiente)
-90gr Mantequilla
-50 gr Nata líquida
-140gr Azúcar
-Unas gotas de esencia vainilla
-Colorante rojo en pasta

Para el glaseado Red Velvet (siguiendo la receta de Chocolatísimo):
-300gr Queso Philadelphia
-110gr Nata líquida
-150gr Azúcar Glass
-50gr Mantequilla

Recomiendan que empecemos la receta por el Glaseado (que será con lo que cubriremos los cupcakes), porque así cogerá cuerpo si lo dejamos en la nevera un ratito mientras se hacen los cupcakes, tendrá que estar un mínimo de 40 minutos en el frigorífico.

Para hacer el glaseado:
Ponemos la mantequilla en pomada (es decir, la ablandamos unos 20 seg. en el microondas o la reblandecemos a baño maría, para que quede blandita).
Hervimos la nata y la añadimos sobre el queso philadelphia. Con la ayuda de una batidora mezclaremos bien añadiendo el azúcar glass y por último la mantequilla. Con todo esto mezclado al frigo 40 minutos.

Para hacer los cupcakes (12 uds):

1- En un bol ponemos la levadura, la harina y el azúcar y los mezclamos.
2- Añadimos la mantequilla en pomada a la mezcla.
3- Batimos bien los 2 huevos (Que estén a temperatura ambiente) y añadimos la esencia de vainilla (un chorrito pequeño basta)
4- Mezclamos los huevos poco a poco con la mantequilla y luego los unimos al primer bol
5- Calentamos un poco la nata en un vaso en el microondas o en un cazo al fuego y agregamos el colorante rojo. Lo mezclamos muy bien vigilando que no se nos queden grumitos de colorante sin deshacer, tenemos que conseguir un color rojo vivo en esa nata mezclada con el colorante rojo para que así nos queden bien rojas las magdalenas.
6- Añadimos la nata coloreada al resto de ingredientes que tenemos en un bol

Este es el rojo que conseguiremos en nuestra masa

7- Ahora pasamos a rellenar los moldes de papel de los cupcakes, rellenando 3/4 partes

Irene y Puri manos a la obra
La masa en los moldes para las cupcakes

8- Las metemos en el horno (previamente precalentado) a 180ºC unos 30 – 40 minutos, dependiendo de la potencia de vuestro horno. Comprobaremos que está hecho por dentro cuando al clavar un palillo este salga limpio.

Fuera del horno!! Rojitos

9- Una vez estén frios procedemos a decorar con la glasa que habíamos reservado en la nevera. Podemos hacerle un pequeño boquetito en la parte de arriba del cupcake para poder introducirle algo de glasa dentro y rellenar, el resto se la ponemos por encima y lo decoras al gusto. Puedes usar confetis de chocolate, fondant… la imaginación al poder.

Decorando con la glasa

Para ser la primera vez que nos metíamos en estas historias no salió mal el invento. La glasa está deliciosa y los cupcakes también. En mi casa duraron cero coma, fueron devorados al instante por mi novio y por mi.

Red Velvet Cupcakes

Os pongo a continuación donde podéis encontrar colorantes y esencias, que no son fáciles de encontrar en los supermercados normalmente. Nosotras en esta ocasión los pedimos en esta web:
Colorantes : http://www.megasilvita.com/tienda/colorantes.html
Esencias: http://www.megasilvita.com/tienda/extractos-esencias.html

Notas:

PuRiRuRi: De la receta de la glasa sale bastante, vamos que os va a sobrar si solo haceis la cantidad de cupcakes de la receta. Por otro lado, dejadla bastante tiempo que se enfríe, se pone más consistente y durita, y asi es más fácil de cubrir las cupcakes.

Quizás también te interese:

1ª Kdd Repostera: San Valentín

1ª Kdd Repostera: San Valentín
1ª Kdd Repostera: San Valentín

Hemos celebrado nuestra primera reunión repostera y me da que alguna mas caerá porque nos lo pasamos bien e hicimos cosas buenísimas. Todo empezó con la idea de Puri de hacer algo para su marido el día de San Valentín y de por qué no reunirnos unas cuantas amigas y con la excusa preparale algo a nuestros susodichos. Ella vio en Mr Wonderful estas Galletas Amorosas y pensó en que podríamos hacerlas nosotras mismas comprando los ingredientes y echándole imaginación al tema.

Modelo en el que nos inspiramos

Así que fijamos el día de ayer como cita para la reunión (un día antes del día de los Enamorados para así poder sorprender a nuestros chicos con las cosas recién hechas) y nos pusimos manos a la obra.
Olga nos prestó amablemente su casa para elaborar las siguientes recetas, que en otros posts voy a detallar como se elaboran:

Galletas Amorosas (con cubierta de fondant de chocolate blanco)
Pastas de Té
Magdalenas (Cupcakes) Red Velvet
Popcakes (Bizcoletas) de Chocolate

Estas son algunas fotos de la otra tarde, donde 6 cocinicas nos juntamos para hornear pasteles y galletas y aprender juntas más sobre repostería.

Making of de las pastas de té

Making of de las Bizcoletas

Making of de los Cupcakes Red Velvet

Making Of de las Galletas Amorosas (Razones por las que me vueves loca)

Lo dicho, a continuación en otras entradas os dejamos con las recetas para que practiqueis como nosotras.

Al final el resultado ha sido estupendo, porque todo estaba delicioso y nos hemos repartido el botín entre todas (magdalenas, bizcoletas y galletas) para sorprender a nuestros enamorados y endulzarles un poco más sus vidas.

Parte del botín!

Quizás también te interese:

Pastela moruna

Pastela moruna
Pastela moruna

Esta es una variación de la original Pastela Moruna, que en vez de con pollo se hace con pichón, que usa almendras en vez de piñones y que se hace con masa brick en vez de hojaldre… Estas pequeñas variaciones que he visto que hace la gente por otros blogs de cocina,  hacen que sea mas sencilla su elaboración porque son ingredientes que se tienen mas a mano en la cocina y porque la combinación de especies “Ras el hanout” no es sencilla de encontrar en todos los sitios.
Precisamente que lleve tanta variedad de especies fue lo que me arrancó a hacer esta receta, me encanta combinar sabores y experimentar. También los hojaldres rellenos me pirran. Si queréis hacer una que se parece más a la original podeis verlo aquí:

Para realizarla necesitamos los siguientes ingredientes:

– 4 pechugas de pollo
– 1 cebolla
– 1 tomates grande
– 2 pimientos verdes (yo usé calabacín porque no me gusta el pimiento)
– 1/2 vaso de vino blanco
– 1 cucharadita de jengibre en polvo
– 1 cucharadita de canela en polvo
– 1 cucharadita de nuez moscada
– 1 hoja de laurel
– 1 manojito de perejil
– 2 cucharadas de azúcar
– Unas hebras de azafrán o colorante
– 4 huevos
– 1 puñadito de pasas
– 1 puñadito de piñones
– 2 láminas de hojaldre
– Sal, aceite de oliva, pimienta
– Azúcar glass

Partimos el pollo en trozos pequeños y lo freimos salpimentado en una cazuela con poco aceite (cuanto más pequeños los hagáis mejor, a mi aun me salieron algo grandes) . Cuando esté hecho lo reservamos.

trocear la pechuga de pollo

Picamos la cebolla y el tomate en trozos pequeñitos, al igual que los calabacines (yo usé los congelados que vienen troceados y se pueden añadir directamente sin descongelar) y los ponemos a pochar en una cazuela con un chorrito de aceite y una pizca de sal.

Ingredientes
ponemos a pochar las verduras y reservamos el pollo

Cuando comiencen a hacerse, añadimos el pollo, las especias, el perejil picadito, el laurel, el azafrán, el azúcar y el vino. Lo dejamos cocer unos 15 minutos, destapado, para que vaya reduciendo.

añadimos todas las especies, incorporamos el pollo y ponemos el vino… a esperara a que reduzca

Luego añadimos las pasas y los piñones, a mi me gustan algo tostaditos con lo que los puse en sartén a parte y luego los incorporé.

Cuando haya reducido el vino incorporamos pasas y piñones

Batimos los 4 huevos (nos guardamos un poco de huevo para pintar la superficie) y los incorporamos a la sartén removiendo bien hasta conseguir un revuelto.

incorporamos los huevos batidos

Lo retiramos del fuego y dejamos enfríar. Mientras, podemos precalentar el horno a 220º. Cuando esté templado el relleno, estiramos una lámina de hojaldre sobre un papel de horno, colocamos encima el relleno, y cubrimos con la otra lámina. Yo estiré con un rodillo de madera la lámina de hojaldre porque veía que se me quedaba algo pequeña y también porque no me gusta que tenga un hojaldre demasiado grueso.

extendemos el relleno sobre una capa de hojaldre
tiene una pintaaaaaa… y huele de bien!

Doblamos los extremos pellizcándolos, para que no se salga al hornear y con la ayuda de un tenedor podemos presionar los bordes para sellarla. Pintamos la superficie con el huevo que habíamos reservado (yo uso un pincel de silicona que me compré y viene de perlas para estas cosas 😛 ) y espolvoreamos con azúcar glass.

pintamos con huevo la superficie y sellamos los bordes

Lo horneamos a 220º durante 15 minutos (según las instrucciones del hojaldre que hayáis comprado), con cuidado de que no se queme. Al sacarlo podemos espolvorearlo con algó más de azúcar glass y canela en polvo. Esto va al gusto, en algunos sitios he visto que lo cubren entero de azúcar glass, pero a mi me da que quedará demasiado dulzón así. Siempre estáis a tiempo de experimentar con una sola de las porciones a ver como está.

Sacamos del horno la pastela

Y a disfrutar de este plato que se puede comer cuando se haya enfriado un poco para disfrutar del hojaldre crujientito o bien se puede guardar para tomarlo en otros momentos puesto que dura un par de días y en un tupper para llevar no está nada mal.

Pastela Moruna
Ración de pastela moruna

Quizás también te interese:

Pollo con Costra a la Italiana

Pollo con Costra a la Italiana
Pollo con Costra a la Italiana

Hacía tiempo que no sentía en la boca una fiesta de sabores, y que no disfrutaba tanto comiendo un plato. Tanto que me he quedado con ganas de repetir y nos ha sabido a poco.
De nuevo en el blog de “Anitacocinitas” vi esta receta que me llamó la atención por su sencillez y porque intuía de todas todas que iba a estar buenísimo el plato: Pollo con costra a la italiana.

Para realizarla necesitamos los siguientes ingredientes (2 personas):

– 2 pechugas de pollo enteras o 4 filetes finos
– 2 cucharadas soperas de mayonesa
– 40 g de queso Grana Padano en polvo
– Una cayena
– 5 hojas de albahaca fresca
– 3 tomates secos (los encontré en la frutería de mercadona)
– 7 g de pan rallado
– Orégano

La preparación es sencilla y requiere muy poco tiempo.

Precalentamos el horno a 220º.

Colocamos en una fuente de horno las pechugas fileteadas, el que sean mas finas o gruesas simplemente influirá en el tiempo que lo tengamos luego en el horno. Yo tenía pechugas de corte mas bien fino con lo que puse 4 filetes para dos personas, si son mas gruesas puedes reducirlo a una pechuga por persona.

Ingredientes

Ponemos en un cuenco las dos cucharadas de mayonesa, 30g del queso en polvo, los tomates secos muy picaditos (desde hoy son fan!), la cayena desmenuzada, la albahaca (o hierbabuena) muy picada y un poco de orégano.

metemos y mezclamos los ingredientes en un bol

Mezclamos bien y extendemos sobre la superficie del pollo con la ayuda de una espátula procurando que quede bien cubierto.

con una espátula cubrimos las pechugas

Por otro lado, mezclamos el resto del queso, el pan rallado y el orégano y espolvoreamos sobre la mezcla anterior. Si os gusta el queso sed generosos con él.

Espolvoreamos el queso y el pan rallado con orégano

Horneamos 15 minutos a 220º (20 minutos si las pechugas son mas gruesas) y tendrás la cocina con un olor a albahaca y queso impresionante!! Ya huele igual de bien que sabe.

Pechugas con costra italiana

A disfrutar de la fiesta de notar el tomate y la albahaca en tu boca y de vez en cuando el picantito de la cayena. De verdad que triunfaréis con este plato. Yo ya me estoy planteando hacerlo para mis próximos invitados 🙂

“Orgastronómico”!!!

Quizás también te interese:

Brownie dos chocolates

Brownie dos chocolates
Brownie dos chocolates

Hoy es el cumple de mi novio y para celebrarlo esta mañana le he preparado algo de chocolate para darle el capricho y para que tenga un lugar donde soplar sus velas ;P.
En el blog de cocina Anitacocinitas vi este Brownie con dos chocolates, que a mi que no soy chocolatera hasta me pareció delicioso, así que a experimentar y a hacer mi primer brownie. Para hacer el Brownie 2 chocolates (6 raciones) necesitarás:

– 100g de chocolate negro fondant
– 100g de chocolate blanco (sustituir por chocolate negro para la receta clásica)
– 100g de mantequilla
– 100g de azúcar
– 4 huevos
– 80g de harina
– 1 cucharadita de postre de bicarbonato
– 1 cucharadita de postre de azúcar avainillado
– Un poco de cacao en polvo (Nesquik, Colacao)
– 70g de nueces

Precalentamos el horno a 180º y untamos el molde con mantequilla (si es cuadrado o rectangular, de unos 20x20cm mejor,el mio era un poco mas alargado y por eso no me salió muy alto). Podrás desmoldar el brownie fácilmente si sobre la mantequilla espolvoreas un poco de cacao en polvo (que se quedará pegado a la mantequilla).

Comenzamos derritiendo en dos cuencos aparte cada uno de los chocolates con la mitad de la mantequilla. Podemos hacerlo en el microondas en tiempos cortos o al baño maría. Vamos dando vueltas hasta que se funda del todo el chocolate. Una vez que se han convertido en unas cremas, las reservamos.

Fundimos los chocolates en el microondas por separado

Tomamos dos recipientes más grandes y añadimos en cada uno de ellos 2 huevos junto a 50g de azúcar y batimos con las varillas un par de minutos, hasta lograr una mezcla espumosa (huevos+ azúcar). Añadimos a cada una de las mezclas 1/4 de cucharadita de bicarbonato y un poco de azúcar avainillado.

Añadimos el chocolate negro a uno de los cuencos con huevo y mezclamos hasta que sea uniforme e incorporamos 40g de harina tamizada, ve echándola poco a poco para que no se te hagan grumos. Mezclamos bien con una cuchara y reservamos.

Añadimos el chocolate a los huevos con el azúcar

Repetimos con el otro cuenco añadiendo el chocolate blanco el mismo proceso: incorporar la harina y mezclar.

Aspecto del chocolate blanco tras mezclarlo con los huevos

Ahora hay que poner las dos mezclas en el molde, no hace falta que las juntes, queda mejor si las pones un poco al tún-tún en el molde, para así tener trocitos de brownie de los dos sabores juntos pero no revueltos.

Vertemos las dos cremas de chocolate en el molde

Rompemos un poco las nueces con los dedos y las pasamos por cacao en polvo. Las dejamos caer por encima del brownie, de forma que queden repartidas por la superficie y con la ayuda de un tenedor las hundimos en la masa e igualamos la superficie si hace falta.

Masa "alborotada" tras la lluvia de nueces 🙂

Y ya la tenemos lista para meterla en el horno, en mi caso se ha hecho en unos 25-30 minutos.Cada horno es un mundo, pero id comprobando si está listo (pinchando con un palillo que si sale limpio os dirá que está listo) a partir de 20 minutos. Si veis que le queda por hacerse un poco y teméis que se os queme la superficie podéis taparlo con un poco papel de aluminio para que no se os queme. De todas formas como es de chocolate se queda morenita la superficie, no os asustéis.

brownie antes de ser descuartizado

Y cuando lo partes es cuando puedes apreciar los dos chocolates, partes blanquitas y negritas :D. No ha quedado como los brownies que sirven por ahí que son contundentes y un mazacote de bizcocho achocolatado, esté está mas jugoso y esponjoso. La verdad es que es más como un bizcocho, quizás por eso me ha gustado también a mi un montón. Qué decir!! Que está buenísimo.

Brownie dos chocolates

Nosotros nos lo hemos comido con un poquito de nata montada y acompañando un cafetito ya de lujo!!
Por cierto… Feliz Cumpleaños cariño!!

Feliz Cumpleaños Jose!


Por cierto he observado que el Brownie mejora de sabor si lo comes al día siguiente, parece ser que se asientan mejor los sabores como el chocolate pasados unos días. Así que sírvelo al día siguiente, está mas rico.

Quizás también te interese:

Revuelto de champiñones, gambas y ajos tiernos

Revuelto de champiñones, gambas y ajos tiernos
Revuelto de champiñones, gambas y ajos tiernos

Algo que va muy bien para acompañar cualquier plato o bien usarlo como entrante es un revuelto. Un par de huevos y algo de verdura y tenemos algo rico rico! Yo suelo hacerlo con espárragos trigueros, gambas, champiñones y ajos tiernos… en esta ocasión no había espárragos trigueros (según el del super porque no ha llovido lo suficiente este año).

Los ingredientes para hacer el revuelto (2 personas) son:

– 2 huevos
– 2 champiñones grandes
– 4 ajos tiernos
– gambas grandes (yo uso de las congeladas que vienen en bolsa)

Es muy fácil de elaborar y acompaña muy bien platos tan “sosos” como las pechugas a la plancha que son lo que hice para comer ese día.

Ingredientes

Lavamos bien los champiñones y los cortamos laminados, los ponemos en una sartén con aceite y tapamos para que vayan poniéndose blanditos.
Las gambas o bien las sacas un par de horas antes para que se descongelen solas, o bien las puedes cocer en agua durante unos 10-15 minutos y luego saltearlas. Yo en este caso las descongelé y las añadí a los champiñones para que se hicieran junto con estos. Cuando veas que tanto las gambas como los champis están hechos añades los ajos tiernos que previamente habremos limpiado y cortado en juliana. Estos serán los últimos siempre en añadir porque se hacen muy rápidamente.
Cascamos 2 huevos en la sartén sobre todos los ingredientes cuando veamos que los ajos tiernos ya empiezan a dorarse. Y con la ayuda de una espumadera o cuchara de madera los revolvemos con el resto de los ingredientes, no hace falta que esperes a que cuaje el huevo del todo, está mas rico si se queda un poco a medias, luego con el calorcito se terminará posiblemente de hacer.

Revuelto de champiñones y gambas con pechuga de pollo plancha

Quizás también te interese: