Champiñones Rellenos

Champiñones Rellenos
Champiñones Rellenos

El año pasado en Sevilla, probé los mejores champiñones rellenos de mi vida en “La Pitarra”. No hay mas que ver en la foto lo apetecibles y contundentes que son (rellenos de carne mechada creo, con algo mas que no recuerdo, con un fino rebozado que hacía que estuvieran crujientes por fuera y acompañados con una salsa parecida al all i oli y patatas fritas a lo pobre… aaahh!! .. me rugen las tripas con tan sólo recordarlo).

Pues desde entonces me rondaba la idea de saber como cocinar eso tan rico! El champiñón siempre se me había ocurrido usarlo como guarnición para muchos platos (pasta, carnes, pescados, etc) pero nunca darle el lugar del protagonista del plato. Así que miré por internet como se elaboraban e hice mi propia versión, pensando también que para mi estado de estar a régimen casi permanentemente ,podría estar incluido en mi dieta si lo que le metía no era demasiado contundente.

Os doy a continuación unas sugerencias para su relleno y cómo se preparan:

-Champiñones enteros de tamaño grande (mercadona tiene bandejas así)
-Unas lonchas de Queso Havarti (u otro queso que funda bien)
-Queso rallado o en polvo para gratinar.
-Rellenos: Jamón de York, Jamón Serrano, Atún… (admiten lo que vuestra imaginación quiera, yo he probado con esto y funciona)
-Orégano o Albahaca
-Aceite y Sal

La cantidad de champiñones que queráis usar dependerá del número de comensales y de si queréis presentarlos como entrante (no son mal plato como aperitivo) o como un primer plato. Según el tamaño del champiñón de 2 a 3 uds. por personas estará bien.
Se lavan bien los champiñones para evitar que tengan restos de tierra y les quitamos en “pie” a los champiñones. Sale bastante bien si con la ayuda de un cuchillo recorremos la base del champiñón, empujando un poquito salen casi solos sin tener que cortar. Usaremos el hueco que queda para meter nuestro relleno, pero eso lo haremos después de que hayan pasado por el horno.

Ponemos los champiñones en una fuente para meterlos en el horno, extendemos en la base de la fuente unas gotitas de aceite para que no se nos peguen. Les ponemos también un poco de sal y los ponemos a 200º en el horno durante unos 15 minutos.
Tras ese tiempo cuando los saquemos del horno veremos que han tirado bastante agua y que se nos habrá quedado dentro del hueco posiblemente, antes de pasar a rellenar los champiñones con lo que tengamos pensado es conveniente eliminarla de ahí.

Ahora llega la parte divertida, rellenar con lo que os apetezca. Yo normalmente pongo un trocito de Queso Havarti (un poquito es suficiente que cubra el hueco del champiñón) y luego una loncha o de Jamón de York o de Serrano y la hago encajar en el hueco (con atún están muy ricos también)
Le pongo un poco de queso para gratinar y orégano o albahaca (lo que mas os guste) y los pongo de nuevo en el horno 5 minutos más para que se caliente el relleno y se funda el queso.

Y en cuestión de 20 minutos tenéis hecho un plato muy rico, que puede ser de dieta si elimináis el tema del gratinado del queso, porque por lo demás simplemente está cocinado en el horno. ¡Qué aproveche!

Quizás también te interese:

Un Comentario »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *