Pechuga de pollo rellena con verduras

Pechuga de pollo rellena con verduras
Pechuga de pollo rellena con verduras

Hace unas semanas Paqui, la madre de una de las cocinicas de este Blog (NemesisIshtar), nos regaló una caja de pimientos de Almería. Pimientos que fueron repartidos entre los miembros de la familia y a mi me tocaron 4 pimientos que daba pena comerlos de los bonicos que son :P

Y si no me equivoco el color de ellos depende del grado de madurez de los pimientos yendo del verde , amarillo, naranja y rojo. Me dijeron un truco para poder conservar estos pimientos y poder usarlos cómodamente en otras ocasiones. El truco está en trocearlos (al gusto) y meterlos en una bolsa hermética en el congelador.

menudo festival de color

Así solo tenemos que coger los que necesitemos y ponerlos en la plancha o en la sarten para que se hagan, sin necesidad de descongelar previamente si no queremos.

Aprovechando que ya los tenía troceados hice una receta que me sugirió mi madre (Conchi) y a la que yo le hice una pequeña variación.

Para hacerla necesitareis los siguientes ingredientes:

- Una pechuga de pollo gruesa (para abrir como un libro) o dos de ellas de corte fino.
- Pimientos
- Champiñones
- Queso Philadelphia
- Queso en polvo Grana Padano
- Pimienta, Aceite y Sal.

En la plancha asamos las verduras, yo he usado pimientos y champiñones pero se le pueden poner las que os gusten. Mientras precalentamos el horno a 200º. Retiramos las verduras cuando estén hechas, no poned el fuego demasiado fuerte para que se vayan haciendo poco a poco y no se os quemen.
En una fuente para horno que untaremos con aceite de oliva ponemos la pechuga de pollo y sobre ella ponemos una capa fina de queso de untar philadephia, colocamos una capa de verdurita que hemos hecho antes a la plancha (si hemos abierto la pechuga como un libro, en su interior es donde pondremos las verduras y lo uniremos con un palillo o lo coseremos con hilo de cocina), después colocamos la otra pechuga fina a modo de tapa.
Espolvoreamos pimienta molida sobre la pechuga y rociamos también con un poquito de queso en polvo y de aceite de oliva.
Metemos en el horno las pechugas para que se cocinen durante unos 15 minutos aproximadamente. El resultado es espectacular, las pechugas salen supertiernas y la combinación con las verduras y el queso philadelphia hace que estén muy suaves y jugosas. (A quien lo le guste el queso puede prescindir de él, tiene pinta de que vayan a estar estupendas igual).

Quizás también te interese:

2 Comentarios »

  1. Acabo de hacerla para llevármelas mañana al trabajo y me han salido riquisimas! Gracias por compartirla!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>