Tag Archives: queso

Perrito Caliente con Hojaldre

Perrito Caliente con Hojaldre
Perrito Caliente con Hojaldre

Para preparar los perritos calientes necesitamos:

Lámina de masa de hojaldre
Salchichas (al gusto)
Lonchas de Bacon
Lonchas de queso

 

Se coloca la lámina de hojaldre estirada en la encimera, se cortan rectángulos con las dimensiones de la salchicha y que la envuelva.

A continuación encima de cada rectángulo de hojaldre, se coloca para cubrirlo una loncha de bacon y encima del bacon una loncha de queso, hasta cubrir el hojaldre.

Por último se coloca la salchicha y se enrolla hasta cerrarlo.

En el horno precalentado a 180º, se introducen las salchichas y se deja unos 10 minutos, o a ojo hasta que veamos que coja un colorcito dorado y listos para comer.

Acompañado de las Bacon Cheese Fries Caseras… ummm delicioso

Quizás también te interese:

Quiche Lorraine (Bacon y Queso)

Quiche Lorraine (Bacon y Queso)
Quiche Lorraine (Bacon y Queso)

La primera vez que probé una Quiche casera fue en casa de Bego y Toni, y fue gula a primera vista!! … o sea la devoré en un plis y me quedé con las ganas de hacerla en alguna otra ocasión. Esta vez tenía una oportunidad para cocinar para los amigos y estrenar la receta que me hizo llegar amablemente Toni y que ahora comparto con vosotros.

Con el lio de la cena no pude hacer fotos al proceso y no son mías las del resultado final, pero os pongo otras que he visto por la red y que son de la misma receta. La misma pinta deliciosa tenía. También os pongo unas curiosidades que he encontrado sobre ella en el blog Las recetas de mamá (que de ahí es de donde la sacó Toni por lo que he visto):

Esta tarta salada es un clásico de la cocina francesa. Fue creada en torno al siglo XVI en la región de la Lorraine. Una quiche se puede hacer con muchos rellenos diferentes, pero una “quiche lorraine” se prepara con nata, huevos, bacon ahumado y queso.

Para realizarla necesitamos los siguientes ingredientes:

Masa Quebrada (yo usé la de la Cocinera)
200 g de bacon ahumado
200 g de queso emmental rallado
una cucharada de aceite
200 ml de nata
100 ml de leche
4 huevos
sal y pimienta

Elaboración:
Podéis preparar vosotros si queréis la masa quebrada (en el enlace de las recetas de mamá está) pero yo sinceramente os recomiendo que uséis cualquier masa quebrada que venden en los supermercados, la que yo usé de la cocinera me fue genial y te ahorra tiempo y convierte este plato en algo rápido y sencillo de hacer sin tener que meter las manos en harina.
Primero tenéis que precalentar el horno hasta que alcance los 180º, mientras podéis colocar la masa quebrada sobre una tartera redonda desmoldable. La colocáis y elimináis la masa que os sobre en los bordes con la ayuda de un cuchillo. La masa quebrada no sube tanto como el hojaldre, pero para aseguraros de que no suba podéis usar el truquillo de poner sobre la masa unos cuantos garbanzos a la hora de meterla al horno y la pinchamos con un tenedor. Introducimos la tartera en el horno durante 15 minutos a 180º.

ponemos garbanzos o almendras para que hagan peso y no suba

Cuando esté lista la sacamos del horno y nos preparamos para rellenarla.
Podemos preparar el relleno mientras que ésta esté horneándose: para ello freímos en una sartén el bacon que puede ser a taquitos o a lonchas cortadas en tiras pequeñas, yo lo hice de esta última forma. Cuando esté frito lo ponemos en un plato con un papel para que absorba el aceite sobrante.
Se baten los huevos en un bol y se mezclan con la nata y la leche, se sazona con sal y pimienta.
Ponemos el queso rallado dentro de la tartera con la masa quebrada e incorporamos también el bacon. Sobre ellos vertemos todo lo que hemos mezclado en el bol (huevo, nata y leche).
Introducimos la quiche en el horno y horneamos durante unos 30 minutos a 180º (hasta que veamos que ha cuajado el huevo y la nata, comprobando esto último pinchando con un palillo y viendo que este sale limpio sin restos de masa).

Nosotros la tomamos templada, pasados unos minutos tras sacarla del horno y fué todo un éxito. También se puede tomar fría, con lo que está bien para cenas así en plan de picar un poco de todo puesto que la puedes dejar hecha un par de horas antes de que lleguen tus invitados y te evitas estar metida en la cocina.
Esa noche también nos deleitamos con las Chistorras con pistachos y la Pastela Moruna que puse en anteriores posts, un lujo para nuestras tripas. Buen provecho!!

Quizás también te interese:

Pollo con Costra a la Italiana

Pollo con Costra a la Italiana
Pollo con Costra a la Italiana

Hacía tiempo que no sentía en la boca una fiesta de sabores, y que no disfrutaba tanto comiendo un plato. Tanto que me he quedado con ganas de repetir y nos ha sabido a poco.
De nuevo en el blog de “Anitacocinitas” vi esta receta que me llamó la atención por su sencillez y porque intuía de todas todas que iba a estar buenísimo el plato: Pollo con costra a la italiana.

Para realizarla necesitamos los siguientes ingredientes (2 personas):

– 2 pechugas de pollo enteras o 4 filetes finos
– 2 cucharadas soperas de mayonesa
– 40 g de queso Grana Padano en polvo
– Una cayena
– 5 hojas de albahaca fresca
– 3 tomates secos (los encontré en la frutería de mercadona)
– 7 g de pan rallado
– Orégano

La preparación es sencilla y requiere muy poco tiempo.

Precalentamos el horno a 220º.

Colocamos en una fuente de horno las pechugas fileteadas, el que sean mas finas o gruesas simplemente influirá en el tiempo que lo tengamos luego en el horno. Yo tenía pechugas de corte mas bien fino con lo que puse 4 filetes para dos personas, si son mas gruesas puedes reducirlo a una pechuga por persona.

Ingredientes

Ponemos en un cuenco las dos cucharadas de mayonesa, 30g del queso en polvo, los tomates secos muy picaditos (desde hoy son fan!), la cayena desmenuzada, la albahaca (o hierbabuena) muy picada y un poco de orégano.

metemos y mezclamos los ingredientes en un bol

Mezclamos bien y extendemos sobre la superficie del pollo con la ayuda de una espátula procurando que quede bien cubierto.

con una espátula cubrimos las pechugas

Por otro lado, mezclamos el resto del queso, el pan rallado y el orégano y espolvoreamos sobre la mezcla anterior. Si os gusta el queso sed generosos con él.

Espolvoreamos el queso y el pan rallado con orégano

Horneamos 15 minutos a 220º (20 minutos si las pechugas son mas gruesas) y tendrás la cocina con un olor a albahaca y queso impresionante!! Ya huele igual de bien que sabe.

Pechugas con costra italiana

A disfrutar de la fiesta de notar el tomate y la albahaca en tu boca y de vez en cuando el picantito de la cayena. De verdad que triunfaréis con este plato. Yo ya me estoy planteando hacerlo para mis próximos invitados 🙂

“Orgastronómico”!!!

Quizás también te interese:

Champiñones Rellenos

Champiñones Rellenos
Champiñones Rellenos

El año pasado en Sevilla, probé los mejores champiñones rellenos de mi vida en “La Pitarra”. No hay mas que ver en la foto lo apetecibles y contundentes que son (rellenos de carne mechada creo, con algo mas que no recuerdo, con un fino rebozado que hacía que estuvieran crujientes por fuera y acompañados con una salsa parecida al all i oli y patatas fritas a lo pobre… aaahh!! .. me rugen las tripas con tan sólo recordarlo).

Pues desde entonces me rondaba la idea de saber como cocinar eso tan rico! El champiñón siempre se me había ocurrido usarlo como guarnición para muchos platos (pasta, carnes, pescados, etc) pero nunca darle el lugar del protagonista del plato. Así que miré por internet como se elaboraban e hice mi propia versión, pensando también que para mi estado de estar a régimen casi permanentemente ,podría estar incluido en mi dieta si lo que le metía no era demasiado contundente.

Os doy a continuación unas sugerencias para su relleno y cómo se preparan:

-Champiñones enteros de tamaño grande (mercadona tiene bandejas así)
-Unas lonchas de Queso Havarti (u otro queso que funda bien)
-Queso rallado o en polvo para gratinar.
-Rellenos: Jamón de York, Jamón Serrano, Atún… (admiten lo que vuestra imaginación quiera, yo he probado con esto y funciona)
-Orégano o Albahaca
-Aceite y Sal

La cantidad de champiñones que queráis usar dependerá del número de comensales y de si queréis presentarlos como entrante (no son mal plato como aperitivo) o como un primer plato. Según el tamaño del champiñón de 2 a 3 uds. por personas estará bien.
Se lavan bien los champiñones para evitar que tengan restos de tierra y les quitamos en “pie” a los champiñones. Sale bastante bien si con la ayuda de un cuchillo recorremos la base del champiñón, empujando un poquito salen casi solos sin tener que cortar. Usaremos el hueco que queda para meter nuestro relleno, pero eso lo haremos después de que hayan pasado por el horno.

Ponemos los champiñones en una fuente para meterlos en el horno, extendemos en la base de la fuente unas gotitas de aceite para que no se nos peguen. Les ponemos también un poco de sal y los ponemos a 200º en el horno durante unos 15 minutos.
Tras ese tiempo cuando los saquemos del horno veremos que han tirado bastante agua y que se nos habrá quedado dentro del hueco posiblemente, antes de pasar a rellenar los champiñones con lo que tengamos pensado es conveniente eliminarla de ahí.

Ahora llega la parte divertida, rellenar con lo que os apetezca. Yo normalmente pongo un trocito de Queso Havarti (un poquito es suficiente que cubra el hueco del champiñón) y luego una loncha o de Jamón de York o de Serrano y la hago encajar en el hueco (con atún están muy ricos también)
Le pongo un poco de queso para gratinar y orégano o albahaca (lo que mas os guste) y los pongo de nuevo en el horno 5 minutos más para que se caliente el relleno y se funda el queso.

Y en cuestión de 20 minutos tenéis hecho un plato muy rico, que puede ser de dieta si elimináis el tema del gratinado del queso, porque por lo demás simplemente está cocinado en el horno. ¡Qué aproveche!

Quizás también te interese: